Fundación Ananta

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
Home Escritos Escritos
Escritos por un mundo mejor

Kyocera y el inspirador legado humanista de Kazuo Inamori

Una llamada clara y rotunda a la dignidad y a la decencia

 Kazuo Inamori ejemplificó la figura del líder servidor

La multinacional tecnológica japonesa Kyocera, establecida en 1959 como Kyocera Ceramics, emplea a 83.000 personas en todo el mundo y en el año fiscal 2022 cerrado el 31 de marzo tuvo ingresos y beneficio atribuido equivalentes --al cambio actual-- a 12.787 y 1.032 millones de euros, respectivamente. El grupo capitaliza 20.600 millones de euros y opera tres grandes divisiones: Componentes (para el sector del automóvil y para semiconductores, 28,7% de los ingresos en 2022); Componentes electrónicos (18,4%); y Soluciones de Negocio (53,5%). Aproximadamente un tercio de las ventas tiene lugar en Japón.

Las empresas japonesas son muy transparentes en los valores holísticos que forman la base de su cultura, normalmente formulados por el fundador o fundadores. Mucho antes de que las escuelas de negocios occidentales empezasen a hablar de la gestión por valores, los grandes conglomerados japoneses explicitaron su forma de ver la empresa como modo de servicio a la sociedad. En esta línea, el lema de Kyocera, muy visible en la web corporativa, es “Respeta lo Divino y ama a la gente”, seguido de “Preserva el espíritu de trabajar de forma justa y honorable, respetando a las personas, nuestro trabajo, nuestra empresa y nuestra comunidad global”. 

 

Thay (1926-2022)

Thich Nhat Hanh ha dejado un enorme legado en el mundo.

Thay vive en nosotros.

Gracias por tanto

Fundación ANANTA

 

El Asceta, una joya del misticismo

Queridos amigos de Ananta,

Con mucha alegría informamos de la reedición de la obra “El Asceta”, original de Fernando Díez y publicada por primera vez hace casi 25 años. Fundación Ananta y Editorial Nous se han unido en esta tercera edición.

Este libro es una joya del misticismo, y emana autenticidad por todas partes. Refleja la particular experiencia de Fernando Díez en la Benarés de los años setenta, en su búsqueda del Divino.

La contraportada dice así:

“El Asceta es un tratado de misticismo antiguo y perenne, entendiendo el misticismo, la Mística, como todo aquello relacionado con ese espacio de consciencia en el que la persona, el místico, percibe su naturaleza transpersonal o divina. Por ello El Asceta es también una historia de amor, y por lo mismo una obra poética y, sobretodo, como consecuencia, una obra muy sencilla.

Bajo la misma perspectiva que los antiguos ascetas y ermitaños, el asceta de nuestra historia, heredero heterodoxo de una vieja tradición de buscadores solitarios, habla de sus vivencias, percepciones, experiencias internas y contactos con místicos e iluminados, los acaecidos a lo largo de los años transcurridos en las orillas del río Ganges en las cercanías de la milenaria ciudad india de Khasi, Benarés. El Asceta es una percepción de la realidad desde la perspectiva del Ser, un transmisor vivo de un antiguo mensaje: que es posible la Gracia, que hay un Dios inmanente y que hay un arduo camino por recorrer.”

Adjuntamos el enlace a Nous Editorial. Pensamos que este libro puede ser un muy bonito regalo navideño que invita a la búsqueda y al refugio interior. Su precio de 10 euros es cortesía de Nous.

https://www.editorialdharana.com/catalogo/el-asceta?sello=nous

Con el afecto de siempre

Fundación ANANTA

Última actualización el Sábado, 18 de Diciembre de 2021 09:25
 

Suzanne Powell (1963-2021)

Nuestro agradecimiento a Suzanne Powell por su inspiración a tantas y tantas personas.

Adjuntamos el enlace a la entrevista que hace una década mantuvo con Koldo Aldai.

http://www.fundacionananta.org/web/index.php/entrevistas/g-2011/992-koldo-aldai-entrevista-a-suzanne-powell-qnadie-te-quiite-la-esperanzaq

Con el afecto de siempre,

Fundación ANANTA

Fotografía cortesía de Josep Monsonis

 

La intuición y la razón (Dr. Jorge Carvajal)

Queridos amigos de Ananta,

Compartimos el enlace al interesante escrito "La intuición y la razón", del Dr. Jorge Carvajal, publicado en la web de unalma el pasado 17 de octubre de 2021.

https://unalma.com/ciencia-y-conciencia/la-intuicion-y-la-razon/

Con el afecto de siempre

Fundación ANANTA

 

Los nacionalismos resentidos y agresivos ... (Papa Francisco)

Muy adecuado este escrito del Papa Francisco. Su visión de los nacionalismos coincide con la de Stefan Zweig y con la nuestra.

"Durante décadas parecía que el mundo había aprendido de tantas guerras y fracasos y se dirigía lentamente hacia diversas formas de integración. Por ejemplo, avanzó el sueño de una Europa unida, capaz de reconocer raíces comunes y de alegrarse con la diversidad que la habita. Pero la historia da muestras de estar volviendo atrás. Se encienden conflictos anacrónicos que se consideraban superados, resurgen nacionalismos cerrados, exasperados, resentidos y agresivos. En varios países una idea de la unidad del pueblo y de la nación, penetrada por diversas ideologías, crea nuevas formas de egoísmo y de pérdida del sentido social enmascaradas bajo una supuesta defensa de los intereses nacionales."

Papa Francisco, Encíclica Fratelli Tutti, 2020

 

75 Aniversario de Naciones Unidas. Edición especial de la Declaración Universal de Derechos Humanos

Queridos amigos de Ananta,

Con motivo del 75 aniversario del establecimiento de Naciones Unidas, que celebramos este año, Editorial Dharana ha tenido la excelente iniciativa de reeditar la Declaración Universal de Derechos Humanos, en cinco idiomas. Es un texto perfecto para regalar a pequeños y mayores. Su lectura inspira y eleva, y puede servirnos de revulsivo y de renovado propósito para intentar poner en práctica esos ideales allá donde vayamos.

 

La alegría de un fuego sin sombra (Francisco Limonche)

La luz que sale del sol llega a la tierra al cabo de ocho minutos y veinte segundos, tras un recorrido de ciento cincuenta mil millones de kilómetros. Da vida, calienta y proyecta sombra allá donde incide: minerales, vegetales o animales. Es el único fuego que lo hace. Para comprobarlo basta con encender una cerrilla en un lugar oscuro y ver que da sombra el palito y no la llama.

No hay oscuridad en el corazón humano sino ausencia de luz. He venido a arrojar un fuego sobre la tierra y ¡cuánto desearía que ya estuviera encendido! (Lucas 12, 49-53), dice el Maestro. El sol que nos habita emite y encuentra a su paso moradas oscurecidas, tan necesitadas del abrazo y la alegría como el más amoroso de los humanos. La ausencia de sol en lo interno es la única sombra que nos acompaña. Busca ser reconocida, sentir el gozo que proporciona la atención y retornar al origen donde todo es una misma cosa.

 

Vivir es un milagro. El doctor Ali Binazir realizó hace unos años un estudio para la Universidad de Harvard, respecto de las probabilidades de que cada ser humano exista. El resultado es cercano a cero. Una mujer fértil genera unos cien mil millones de óvulos en toda su existencia; el hombre cuatrocientos mil trillones de espermatozoides. Si a estas astronómicas cantidades añadimos las múltiples coincidencias que se deben de dar para que se produzca la concepción, se ha de concluir por fuerza que la vida supone el mayor regalo que el cielo nos pueda ofrecer.

 

 

"Conócete a ti mismo": Un libro claro y didáctico sobre la naturaleza del ser humano

En este libro de Emilio Carrillo y Francesc Prims hay mucho conocimiento milenario explicado de un modo muy didáctico e intuitivo. La constitución septenaria del ser humano está magníficamente explicada. Es por ello un libro muy recomendable, en nuestra opinión.

"El destino, el horizonte apetecido, es llegar a vivir según lo que realmente somos, es decir, en coherencia con nuestra esencia divina, con nuestro Yo Superior".

 

Orar en la naturaleza (por Paqui Sellés, Carmelita Descalza)

Se me ha propuesto decir una palabra acerca del tema: Meditar en la naturaleza, y me ha parecido inspirador centrarme en uno de los grandes poetas y místicos de todos los tiempos, S. Juan de la Cruz, de quien dice José Vicente Rodríguez, carmelita descalzo, estudioso del Santo: “con su sentido cósmico muy desarrollado, enseña a subir a Dios desde la naturaleza, a la que por esto mismo, respeta y canta doblemente, siendo un gran candidato a patrono de los ecologistas, aunque ya haya sido nombrado S. Francisco de Asís”.

Juan de la Cruz es un enamorado de Dios, de su obra, a la que canta con fuerza y belleza, porque, “cae en la cuenta”, que “todo era muy bueno” (Gen 1, 31).

Nos sentimos invitados por Dios, de la mano de Juan de la Cruz, a insertarnos en este mundo que se nos regala, cuidando y recreando toda semilla de bondad y belleza que existe en todo ser creado. La naturaleza es lugar de encuentro, de escucha, de proyectar la mirada hacia el exterior, pero también, al interior de nosotros mismos, de valorar y descubrir la belleza, la armonía de sus elementos, y por tanto, ahondar en la grandeza de su Creador y cantar con el salmista: “El cielo proclama la gloria de Dios, el firmamento la obra de sus manos, el día al día le pasa el mensaje, la noche a la noche se lo susurra. Sin que hablen, sin que pronuncien, a toda la tierra alcanza su pregón y hasta los límites del orbe su lenguaje” (sal 18). De este lenguaje es un maestro Juan de la Cruz.

 

Europa, esa construcción (en memoria de Stefan Zweig)

Múltiples voces hablan del fracaso de Europa.

Hace cien años en Europa los generales, en tiempo de paz, planificaban cómo invadir al vecino. Unos ideaban cómo invadir Francia por Bélgica, otros cómo invadir Alemania desde Alsacia Lorrena. Las teorías de Clausewitz de acción militar brutal y decisiva conformaban el pensamiento de los altos estados mayores. Pronto esas planificaciones llevaron a las trincheras y a nueve millones de muertos, el preludio a los más de cincuenta millones de víctimas mortales en la segunda gran guerra.

Cien años parece mucho, pero es anteayer, es la infancia de nuestros abuelos. En el largo decurso de la historia son un mínimo lapso de tiempo, un breve parpadeo.

 

Coincidentes vitales (Ramiro Calle)

Es en el Mahabharata donde podemos leer que los seres somos como maderos que durante un tiempo nos encontramos en el océano de la vida carnal y luego nos separamos.  Pero esa separación, con respecto a los que llamo "coincidentes vitales", no la siento como tal, porque si como declaraba Kabir, el mar y sus olas son una unidad, ¿qué diferencia hay entre él y ellas? El cegador resplandor del misterio de la vida, eclipsa la débil luz del entendimiento ordinario. ¡Qué enigma tan grande que en millones y millones de años vayamos a coincidir en esta vida  con unas determinadas personas y en un universo tan vasto!. Es tan dificil -de acuerdo a la antigua parábola- como que una tortuga que habita en el mar y  donde hay flotando una argolla,  cuando saca la cabeza, una vez cada un millón de años, justo la introduzca en dicha argolla. ¡Los coincidentes vitales! ¿Por qué hemos llegado a ellos o ellos han llegado a nosotros? Son esas personas o animales que nos  originan un sentimiento sublime e inmensurable  de cariño.  

A lo largo de una vida tratamos con muchas personas, pero solo unas cuantas podemos considerarlas nuestros "coincidentes vitales". Ha sido tan difícil coincidir con esas personas que le han dado un sentido a nuestra vida, que me niego a creer que ese glorioso encuentro haya sido solo, como dice mi mente lógica, por casualidad o mera coincidencia o la simple ley del accidente o  de lo fortuito. Podríamos haber nacido en otra familia o en otro país o en otra galaxia o como tortuga o un ratoncito, y entonces nos hubiéramos encontrado con otros "coincidentes vitales", pero no con los que hemos ido hallando a lo largo de este vida y que han hecho que mereciera realmente la pena vivirla,  a pesar de sus vicisitudes e incluso de sus acontencimientos pavorosos. Unos padres, unos hermanos, unos amigos auténticos, las personas que nos brindaron el aroma de su alma y nos impregnaron con su amor, unos animales domésticos que nos ayudaron a abrir el corazón y amar más y mejor. Sin esos coicidentes vitales, no merece la pena transitar por este escenario de claroscuros que es la existencia carnal.

Pero por haber podido abrazar a esos "coincidentes vitales" y haber podido sentir la tibieza de sus mejillas en mi mejilla y experimentar que el mismo aliento a todos nos anima,  la vida ha adquirido su propósito y significado.  MI gratitud es inexpresable para esos "coincidentes vitales", que me han dado muchísimo más a mí que yo a ellos, y que han logrado que aún en la nube más oscura se manifestase una ebra de luz. Me gusta recordar esa historia en la que el maestro estaba muriendo y mira intensamente a su discípulo, para  murmurar: "Querido mío, nos echaremos de menos tu y yo, pero no dejemos que sea demasiado. En realidad ningun encuentro ni ninguna sepración tienen lugar, porque siempre hemos formado parte de la Unidad".

 

 

Servir, ciencia de la creación (Jorge Carvajal)

Como nieve derretida por el sol, el agua abundante de la vida fluye por la gracia del amor. Sin el sol del amor el potencial de la vida se queda congelado. Sin la magia del servicio que pone el amor en movimiento, toda vida pierde su sentido.

¿Para qué servimos? La respuesta a esta pregunta es el mismísimo sentido de la vida. Porque vinimos a servir. Quien no vive para servir, no sirve para vivir.

Servir es la clave para hacer el vacío. Servir es el secreto de la plenitud. No hay abundancia mayor que la de darse, ni libertad más grande que la de entregarse. Servir es la ciencia sagrada de la creación.

 

Valores por los que vivir

Un amor a la verdad, esencial para una sociedad justa, inclusiva y progresista.

Un sentido de justicia, en el reconocimiento de los derechos y necesidades de todos.
 
Un espíritu de cooperación, basado en la buena voluntad activa y en los principios de correctas relaciones humanas.
 
Un sentido de responsabilidad personal, en el grupo, en la comunidad y en los asuntos nacionales.
 
El servicio al bien común, mediante el sacrifico de egoísmo. Solo lo que es bueno para todos es bueno para uno.

(Buena Voluntad Mundial)

 

A la preciosa Christelle, que es una luz en el firmamento

Querida Christelle, que tu preciosa luz siga iluminando siempre, te guardamos en nuestros corazones con el mayor agradecimiento y también con la mayor alegría. Tu presencia en la tierra nos ha hecho mucho mucho bien. Que nos sigamos encontrando en el servicio puro y desinteresado. Te enviamos nuestro amor.

(Christelle Berat falleció ayer, 21 de agosto de 2017)

 

Barcelona... la humanidad entera

Alepo, Ankara, Bagdad, Bali, Bangkok, Barcelona, Berlín, Beslán, Bogotá, Bombay, Bruselas, Dhaka, Egipto, Estocolmo, Helsinki, Irak, Kabul, Karachi, Kenya, Lahore, Londres, Los Angeles, Madrid, Manchester, Miami, Montreal, Moscú, Nairobi, Niza, Nueva York, Pakistán, París, Siria, Túnez...

En nuestro pensamiento están todos los que han sufrido, sufren y sufrirán por este y otros atentados y por las terribles secuelas físicas y psicológicas que generan en nuestra sociedad. Y también todos aquellos que con su conducta y su ejemplo hacen frente a la barbarie, cualquier que sea el ámbito de su trabajo. A todos aquellos que buscan amar en vez de odiar.

 
Más artículos...


Página 1 de 50
  • Facebook: fundacionananta
  • YouTube:

¿Quién está en línea?

Tenemos 122 invitados conectado(s)

banner vivir el morir borde gris

titulo youtube pincha
brahma kumaris 2
Captura de pantalla 2021-10-29 a las 3.03.15

banner mantras 2019

banner mindalia

fundacionnoticia



 
Fundación Ananta
 
 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies Ver Política de Cookies.

Acepto la politica de Cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk