Fundación Ananta

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
Home Escritos
Escritos por un mundo mejor

En el sitio correcto (Ana Novo)

EN EL SITIO CORRECTO

Me viene a la memoria el conocido chiste de aquel que pierde sus llaves y las busca bajo la farola, porque es donde hay más luz. Evidentemente, no las encuentra, porque no están allí.

Hoy reflexiono sobre la importancia de acudir al sitio correcto para lograr lo que se pretende.

 

Los árboles son nuestros hermanos (Ildefonso García)

Sí, nuestros hermanos mayores, los que más saben, los que más han crecido. La sangre que en estos momentos circula por nuestras venas y arterias, anteriormente, muchas veces, durante miles de años, ha sido savia en ellos.

Los árboles son los seres vivos más antiguos que existen. Los que más experiencia de vida han acumulado. Han sido testigos de acontecimientos lúdicos y trágicos, festivos y caóticos, y de todos ellos han sabido sobrevivir. Nos enseñan cómo la cordura y el sentido común siempre acaban imponiéndose sobre el miedo y la sinrazón. Por tanto, son unos auténticos maestros de los que podemos aprender.

 

Un buen recuento (Ana Novo)

UN BUEN RECUENTO

¡Que barbaridad, la fuerza que tienen los hábitos! Y como la mayoría de lo aprendido y repetido es negativo, ¡pues eso, aún me pillo en un buen renuncio!

Todavía hay días que me levanto con el pie cambiado. Y hoy me levanté de mal humor y alterada. Por supuesto me salió al paso todo lo que no estaba bien, correspondiendo a las vibraciones de “mala leche” que iba repartiendo, a diestro y siniestro.

 

 

La revolución personal diaria (Ana Novo)

Revolucionaria. Así decido vivir. Toda palabra tiene más de un significado. Si acudo al diccionario oficial de mi idioma, entre las varias acepciones que ofrece elijo “Acción y efecto de revolver o revolverse.” Exactamente. Y encuentro como sinónimo de “vivir”, entre varias propuestas: “mutación, cambio, modificación, transformación, progreso, innovación, renovación”.

Procuro estar consciente de que cada día vivir me supone una revolución personal: cambiar repetidamente; evolucionar, avanzar, crecer, a cada momento, una y otra vez. Y me percato de que solo hay un punto de partida: yo: mi mente, mis pensamientos y mi actitud.

 

Ignorancia voluntaria (Ana Novo)

Me sigue sorprendiendo que con la actual facilidad de acceso a la información y al conocimiento, la raza humana siga tan dormida y, por ende, malviviendo entre experiencias de lucha, sufrimiento y frustración.

Entramos, según dicen, en la recién inaugurada Era del Conocimiento, de la que participamos, a modo de juego, en el uso de las nuevas tecnologías y redes sociales, pero a los efectos prácticos de educación, profesión y trabajo, seguimos aferrados a la etapa industrial, porque así ha sido “toda la vida” y así nos lo dicen nuestros gobernantes, profesores, familia, compañeros de trabajo, medios de comunicación tradicionales, vecinos y amigos.

 

Vacía (Ana Novo)

VACÍA

Todos nos quejamos de que tenemos vacíos los bolsillos y la cuenta corriente. Andamos escasos de tiempo, corriendo de un lado para otro, de una actividad a otro, como los conejitos de duracell. Tampoco la salud anda muy boyante, descuidamos nuestras relaciones y el buen ánimo, la alegría, esperanza, optimismo y sentido del humor han desaparecido de nuestras vidas.

Por el contrario, tenemos exceso de información, para nada alegre ni optimista; exceso de preocupaciones, problemas e inseguridades. Y nos sobra desesperanza y miedo.

Vaciar. Vaciar es el paso previo si queremos llenar y sacar.

 

El aborto: debate, no cruzada (Benjamín Forcano)

La cuestión parecía resuelta y aquietada. Pero, no. Vuelven a oírse voces que reclaman pronunciamientos contundentes: en el aborto se daría siempre, desde el primer momento, la eliminación de un ser humano, un crimen.

No me cuesta suponer que esa afirmación puede expresarse de buena fe, como si fuera la única verdadera y, en consecuencia, toda acción abortiva se la considera reprobable. Digo que no me cuesta, porque el ser humano es limitado y multicondicionado y puede llegar a mantener como verdad lo que es un error.

 

 

¡No cojáis esos trenes…! (Koldo Aldai)

"¡No subáis a esos vagones, los soldados franceses son vuestros  hermanos…!", gritaba ahora hace cien años una heroica Roxa Luxemburgo. En las plazas, en las estaciones de tren alemanas se dejaba la garganta, se dejaba la vida. Pero subimos, subieron. En realidad hemos subido hasta ayer mismo a todos los vagones que nos llevaban a la guerra. Recién hacemos caso al llamado de la líder visionaria y de sus compañeros "espartacos" para evitar la  conflagración fraticida.

Tras la fallida exhortación antimilitarista, vendrían los nueve millones de combatientes muertos, el hambre, la destrucción y las epidemias; gracias a Dios también los cuatro imperios menguados o desaparecidos. Ha tenido que pasar un siglo para saber que no deberemos volver a tomar esos trenes. Han corrido ya cien años, pero deberemos sujetar bien la memoria. El dolor multiplicado nos ha pisado hasta ayer los talones, el dolor masificado ha sido el detonador de una siempre cara comprensión colectiva. A la vuelta de siglos de confrontación tocaba abrazar ya una conciencia planetaria. Sólo se nos encendió la bombilla a punto de terminar de matarnos en esa guerra grande y en la que vino después.

 

El peso de la memoria (Koldo Aldai)

El peso de la memoria
A propósito de la llamada “enfermedad del Alzheimer”

Los faros horadan la niebla de vuelta del mar, camino de la casa arrimada a un bosque siempre verde. Allá lejos, junto a las olas, aparentemente clavados en la nada, quedaron esos ojos fijos, inmutables que no horadan nieblas, que no escarban en la noche. Cada quien es libre de nublar los recuerdos, de filtrar la vida a voluntad, de quedarse con lo que quiere. Cada quien  baja sus persianas cuando le sobra la luz, cuando el atardecer se le alarga. Se sube a un carro y deja que le empujen, que le peinen y le afeiten y así nos da la oportunidad de devolver todo lo que nos ha dado.

 

 

Sepulcros blanqueados (Antonio Garrigues Walker) (Original de ABC)

La religión católica, una religión con más de mil doscientos millones de seguidores y un amplio poder político y temporal, necesitaba, sin duda,  una reacción decidida  y profunda para frenar un largo proceso de decadencia. Este fue sin duda un factor decisivo en la elección de un hombre que ofrecía mensajes y actitudes claramente distintos a los que se formulaban en los cónclaves tradicionales y que al parecer en el cónclave anterior había renunciado a la posibilidad de ser elegido, siguiendo así el principio jesuítico de evitar por principio cargos y protagonismos. El Espíritu Santo ha hilado con mucha finura y con una cierta audacia. Tengo para mí que ha sido una elección consciente y bien pensada que demuestra la sabiduría y la capacidad de adaptación de una organización religiosa que puede y debe cumplir en estos tiempos un papel decisivo en tanto en cuanto ya parece fuera de toda duda que la crisis de valores fue y sigue siendo la causa de esta larguísima crisis que está acentuando las desigualdades sociales hasta límites indignos y con ello poniendo en grave riesgo la sostenibilidad del sistema en su conjunto.

 

12 años de esclavitud y la llamada del Papa a la ternura

El buen cine tiene la capacidad de enseñarnos mucho en muy poco tiempo. Y he aquí esta película 12 años de esclavitud que conviene ver.

Este film sobrio y duro rescata para las nuevas generaciones la historia del esclavismo,  que en mi generación conocimos sobre todo por el personaje Kunta Kinte del libro de Alex Haley “Raíces”, que tanta y justa conmoción levantó hace casi cuarenta años.

En 12 años de esclavitud se recrean muchas de las infamias que el ser humano puede infligir al hermano. La película está ambientada en 1850, y nos parece un tiempo lejano, pero es anteayer. Y no es el pasado, pues en el siglo XXI todavía no se ha erradicado la esclavitud. Mafias como las que muestra la película operan en muchos lugares del mundo. Su mercancía es la misma: los desarrapados y los desarraigados de la tierra.

Esta película –como todas las que reflejan la infamia— es un aldabonazo a la consciencia y una invitación a tender la mano, a la bondad, a la amabilidad. A mirar al otro con la mirada del alma. Porque cada uno de nosotros puede llevar un poco de calor y cariño allá donde vaya. Y ese calor, ese lenguaje, queda en el mundo sutil y poco a poco se extenderá más y más.

He aquí un propósito: intentar llevar calor y cariño a todos los seres que sienten, y también a los animales. Ahí hay un principio de curación de la humanidad, y los primeros en curarnos seremos nosotros.

Los desarraigados de hoy llegan en pateras y saltando vallas infames. Detrás de cada una de estas personas hay una historia de sufrimiento, de miedo, de desamparo en la que nunca o casi nunca reparamos. Al encontrarnos con estas personas podemos, desde luego, darles una moneda a cambio de La Farola. Pero también podemos dirigirles unas palabras de aliento y una mirada de amor. Una mirada de ternura, como tan bien señala el Papa Francisco (¡qué buen discípulo de Jesús es este hombre!). Y también emplearles, en trabajos dignos, sin aprovecharnos de su infortunio. Dándoles dignidad y así siendo nosotros dignos.

En 12 años de esclavitud se habla de la justicia divina, a la que nadie puede escapar. Esa justicia  no es otra que la derivada del karma, que tenemos que ir depurando en la larga rueda de las encarnaciones en la tierra. Porque nada queda sin pagar y porque “hiriéndote me hiero”, que decían los antiguos vedantines. Y, en la otra cara de la moneda, nada se pierde. Por eso cada pensamiento y cada acto de ternura también hace su labor, aunque no la veamos.

El Papa Francisco acaba de escribir lo siguiente: “No debemos tener miedo de la bondad, más aún, ni siquiera de la ternura”. El mundo necesita que cada uno de nosotros encarne esta llamada.

Joaquín Tamames, 12-1-14

 

El Papa Francisco y la economía política de la exclusión (Leonardo Boff)

Quien escucha las distintas intervenciones del obispo de Roma y actual papa se siente en casa y en América Latina. El Papa no es eurocéntrico, ni romanocéntrico ni mucho menos vaticanocéntrico. Es un pastor “venido del fin del mundo”, de la periferia de la vieja cristiandad europea, decadente y agónica (sólo el 24% de los católicos son europeos); proviene de un cristianismo nuevo que se ha ido elaborando a lo largo de 500 años en América Latina con rostro propio y con su teología.

El Papa Francisco no ha conocido el capitalismo central y triunfante de Europa sino el capitalismo periférico, subalterno, agregado y socio menor del gran capitalismo mundial. El gran peligro nunca fue el marxismo sino el salvajismo del capitalismo no civilizado. Ese tipo de capitalismo ha generado en nuestro Continente latinoamericano una escandalosa acumulación de riqueza en unos pocos a costa de la exclusión y de la pobreza de las grandes mayorías del pueblo.

 

La magia y la ilusión continúan (Ana Novo)

LA MAGIA Y LA ILUSION CONTINUAN

Es Día de Reyes. ¡Cuanta magia e ilusión nos rodea! ¡Bendita inocencia!

Y tú, amigo, amiga, ¿sientes, vives, esa magia e ilusión?

Deseo oírte decir que, por supuesto, así es. Y con mi pregunta no me refiero a los regalos y obsequios de familia y amigos en ese Día; sino si la magia y la ilusión que sentías de niño siguen siendo estandartes en tu vida, con independencia de tu edad; a pesar de tus circunstancias; eludiendo las crisis y sinsabores de la vida.

 

Wasap a los Reyes Magos (Koldo Aldai)

Queridos Reyes Magos: este año no quiero ningún “smartphone”, ni “tablet, “iphone”, “ipad”, “ipod”…, ni demás castañuelas telemáticas. A lo largo de los últimos meses he podido comprobar que las pantallas me alejan de la vida y yo quiero ir con ella; correr, volar, sentir con ella…; no pasar mis días con mi mirada clavada en un cristal.  Quiero lo que asoma tras ese cristal, no precisamente el cristal, por muchos vídeos e imágenes bellas que me pueda proporcionar. Os pido por lo tanto otros intangibles que os detallo, sobre todo que estos tiempos más apurados en los que decidimos encarnar, ensanchen más en nuestro interior el principio de la solidaridad. Lo importante no son las jorobas de vuestros  camellos cargadas a rebosar, sino nuestros  corazones que desborden más sentido de mutua comprensión y ayuda, amén de anhelo de compartir.

 

Causas Solidarias de Fundación Ananta

Queridos amigos de Ananta,

Nos es grato informar sobre las Causas Solidaras a las que Fundación Ananta ha destinado y destina los recursos aportados por nuestros donantes.

Animamos a todos aquellos que resuenen con ellas y que puedan permitírselo nos ayuden a cofinanciarlas.  También animamos a canalizar donaciones “a la medida” a través de Fundación Ananta, en las que el donante puede transferirnos los fondos para ser destinados en su totalidad a alguna causa de su elección, siempre y cuando la causa en cuestión cumpla ciertos requisitos de buen gobierno.

El 100% de los recursos obtenidos de terceros es destinado íntegro a las causas, y las aportaciones son deducibles fiscalmente. Toda donación que lo solicite recibirá su correspondiente certificado y será incluida en el modelo 182 de la Agencia Tributaria. Recordamos la cuenta corriente de Fundación Ananta en CaixaBank: IBAN ES23 2100 0997 6802 0063 4646.

Muchas gracias por el apoyo que venimos recibiendo de todos los amigos de Ananta.

Las causas que hemos apoyado o que apoyamos y/o que seguimos muy de cerca son las siguientes:

1- PREMIOS SOLIDARIOS FUNDACIÓN ANANTA-FUNDACIÓN ALBERTO CONTADOR, EN ESPAÑA Y EN EL MUNDO

Fundación Alberto Contador y Fundación Ananta se unieron en 2014 en el programa “Premios Solidarios” destinado a Asociaciones o Fundaciones de pequeño tamaño y que cuentan con recursos limitados. Son unos premios anuales en favor de tres programas de cooperación al desarrollo de ámbito nacional y otros tantos internacionales. En ambos casos las fundaciones o asociaciones que participen deben tener domicilio social en España, y aquéllas con programas internacionales deben tener firmados los correspondientes protocolos de colaboración con una contraparte/ONG local.  Los I, II, III y IV Premios Solidarios se entregaron respectivamente en octubre de 2014, octubre de 2015, octubre de 2016 y octubre de 2017. En 2018 y 2019 los Premios se han suspendido, temporalmente.

En el cuatrienio 2014-17, Fundación Ananta y Fundación Alberto Contador contribuyeron 130.500€ a los Premios Solidarios, repartidos entre 23 beneficiarios. Desde 2018, contribuimos aquellas cantidades donadas expresamente por nuestros donantes a las entidades que se han presentado a dichos premios.

2- HOSPITAL RURAL GLOBAL HOSPITAL, MOUNT ABU, RAJASTHAN, INDIA

El Global Hospital fue establecido en 1991 por Brahma Kumaris. Cuenta con dos edificios separados en Mount Abu y en Abu Road y emplea a cerca de 1.000 personas. El hospital atiende una extensa superficie rural y aproximadamente la mitad de los servicios que presta son gratuitos a una población sin apenas recursos. Nuestra vinculación se inicia con un primer contacto en 2006 seguido de la donación en 2009 de una ambulancia totalmente equipada. En la actualidad, Fundación Ananta colabora mediante la contribución de fondos destinados a equipamiento y gastos generales. En febrero de 2014 realizamos un primer viaje solidario en el que algunos amigos de Ananta conocieron las actividades del hospital in situ. En noviembre de 2015 y en noviembre de 2017 hemos realizado sendas visitas para estar al tanto del progreso del hospital y del uso de nuestras contribuciones.  

Entre 2009 y 2019, Fundación Ananta ha contribuido 47.200€ al hospital. Seguimos colaborando activamente con el hospital.

3- TALLERES DE YOGA Y PENSAMIENTO POSITIVO EN CENTROS PENITENCIARIOS, MADRID Y AVILA

Desde enero de 2012 Fundación Ananta colabora con los centros penitenciarios de Valdemoro (Madrid) y Brieva (Avila) contribuyendo sendos talleres de yoga físico y pensamiento positivo, respectivamente, durante el curso escolar. Los talleres semanales (yoga) y bimensuales (pensamiento positivo) son prestados por los patronos de Fundación Ananta y por otras personas próximas a la Fundación, con el objetivo de apoyar a los internos en su trabajo de reinserción en la sociedad. El taller del centro de Brieva concluyó en 2017, tras cinco años ininterrumpidos.

4- SEIS ESCUELAS INFANTILES EN QUANG TRI, VIETNAM (PROGRAMA “UNDERSTANDING AND LOVE”)

Desde octubre de 2014 Fundación Ananta colabora en la financiación de seis escuelas infantiles en la provincia de Quang Tri (Vietnam central). Se trata de seis colegios rurales que acogen a cerca de 500 niños menores de cinco años. Estos colegios fueron iniciados por asistentes sociales de las sanghas de Thich Nhat Hanh en Vietnam en el contexto el programa “Understanding and Love” (“Comprensión y Amor”) que gestiona un equipo de 37 voluntarios sociales vietnamitas miembros de las sanghas. Los colegios se financian por el sistema de educación estatal de Vietnam, complementados con fondos aportados por donantes de Vietnam y otros países, entre ellos Fundación Ananta. En octubre de 2014 realizamos un primer viaje solidario formado por 10 personas, y en octubre de 2015 repetimos viaje con un grupo de 18 personas. Junto con los trabajadores sociales que nos acompañaron, fuimos recibidos por la directora de cada centro, las maestras, el representante de los padres y el representante de la autoridad local. Nuestros fondos están dirigidos fundamentalmente a la financiación del almuerzo diario de cerca de 300 niños y de infraestructuras en los escuelas (en la actualidad se está construyendo un aula adicional en una de ellas).

Entre 2014 y 2018, Fundación Ananta contribuyó 41.000€ a Understanding and Love. Desde 2018, contribuimos las cantidades donadas expresamente por nuestros donantes a esta causa.

5- ASOCIACIÓN PLANTAMOS ÁRBOLES, NUEVO BATZÁN, MADRID

Asociación Plantamos Árboles es un grupo de personas comprometidas de forma activa con la Naturaleza y el Medio Ambiente. Todos nosotros estamos aportando, de forma altruista, nuestras ideas, experiencias, conocimientos y trabajo para hacer realidad el Proyecto Plantamos Árboles. Adjuntamos enlace a la web:

https://plantamosarboles.org/

6- BICIS PARA LA VIDA, PINTO, MADRID

Fundación Ananta participó como socio fundador en Bicis para la Vida en el sexenio 2013-18. Se trata de un programa conjunto creado en 2013 por Fundación Alberto Contador, Fundación Ananta, Fundación SEUR y Asociación de Minusválidos de Pinto (AMP). El programa gestiona un taller de reparación de bicicletas para la posterior distribución gratuita de las bicicletas a colectivos desfavorecidos. Las bicicletas son recibidas como donaciones y trasladadas gratuitamente a la nave de Pinto por la extensa red de SEUR, con 90 puntos asignados en España y Portugal. En la actualidad el taller es gestionado por la Fundación Alberto Contador.

Entre 2014 y 2016, Fundación Ananta contribuyó 26.000€ a Bicis para la Vida. Desde 2017, contribuimos las cantidades donadas expresamente por nuestros donantes a esta causa.

7- PROYECTO O COUSO, LUGO

El Proyecto O Couso en Lugo ha construido una casa de acogida en un precioso campo gallego. Ahora aspira a crear una Escuela de Dones y Talentos. En 2018 Fundación Ananta contribuyó 5.000€ al Proyecto O Couso. Adjuntamos enlace a su web.

https://proyectocouso.org/

8- CASA COMUNAL PARA MUJERES EN EL VALLE DE TESSAOUT, MARRUECOS

En octubre de 2016 Fundación Ananta se unió a Fundación Acción Geoda (ganadora de la categoría Internacional de los II Premios Solidarios Fundación Ananta Fundación Alberto Contador, 2015)  en el Proyecto Tessaout, en Marruecos, con el objetivo de aportar medios económicos y humanos para colaborar en el desarrollo sostenible del valle y sus gentes. En concreto, en 2017 Fundación Ananta aportó 7.500€ para la construcción de una casa comunal para mujeres.

En 2017, Fundación Ananta contribuyó 7.500€ al proyecto Tessaut.

9- COLORES DE CALCUTA, INDIA

Fundación Ananta fue responsable del programa Colores de Calcuta cuatro años completos entre 2010 y 2013, ambos incluidos, con una contribución aproximada de 300.000€. En 2014 el programa se independizó de Fundación Ananta y pasó a ser gestionado por la Fundación Colores de Calcuta, que lo gestiona con mucho éxito y mimo desde entonces. Entre 2010 y 2013 Fundación Ananta realizó cuatro viajes solidarios a Calcuta para visitar el programa in situ, con asistencia en total de 50 personas.

 

(Esta sección ha sido actualizada el 10 de marzo de 2019)

 

En el Jardín del Año Nuevo (Paramahansa Yogananda)

Los ecos del año fenecido — sus penas y bonanzas — ya se han ido.
La argentina voz del Año Nuevo,
estimulante y plena de esperanza,
así canta: “¡Despierta, levanta!.
Remodela tu vida... ¡Cíñela a la meta mas alta!”.
Desecha ya las malezas de las preocupaciones añejas.
De la abandonada huerta del pasado, tú cosecha
sólo las semillas de las dichas y realizaciones,
las esperanzas, los buenos pensamientos y acciones,
los nobles ideales todos.
Sobre la fresca sementera de cada nueva aurora,
siembra tú las valientes semillas aquellas;
y riégalas y guárdalas con paciencia sin mella,
hasta que tu vida entera florezca en la fragancia
de raras y bellas cualidades-esencia.
He aquí que el Año Nuevo se levanta ya, y murmura:
“¡Despierta tú conmigo, Oh espíritu que en la sepultura
de los hábitos, indolente, se ha dormido!.
¡Un nuevo esfuerzo inicia, ferviente y entusiasta!.
Tu constante enemigo, el karma, aún te acosa:
¡No abandones las armas hasta haberlo vencido!.
¡Que nada te contenga ya más, amigo mío,
hasta haber conquistado la libertad eterna!”.
Y así marchemos todos, enlazadas las manos
cual en fraterna danza, hacia adelante, hermanos,
he aquí que nuestra mente avanza
vivificada por el gozo y unida eternamente...
Que nada nos detenga ya más hasta alcanzar
el divino Refugio de solaz y reposo,
del cual no saldremos ya jamás a vagar.

Paramahansa Yogananda – Las Condiciones del Éxito

 


Página 10 de 55
  • Facebook: fundacionananta
  • YouTube:
  • Twitter: ANANTAfundacion
  • flickr Ananta

¿Quién está en línea?

Tenemos 81 invitados conectado(s)

causas solidarias

bannerweb premios solidarios ok

banner mantras 2019

banner mindalia

fundacionnoticia



 
Fundación Ananta - Eibar 6, 28023 Madrid - NIF: G-84155076
 
 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies Ver Política de Cookies.

Acepto la politica de Cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk